Comprando telas

Comprando telas


Cuando llegué a Buenos Aires, una de las primeras cosas que quise hacer fue volver a recorrer el barrio de Once, para comprar telas. Había conocido antes a esta zona con mi amiga Caro, cuando vinimos en 2012, pero ahora pude conocer mejor la zona. Me acuerdo que consulté un blog antes para tomar algunos tips , porque realmente la zona es un caos! aunque MUY entretenida.

Mis primeros proyectos costureros acá fueron unos pantalones y un vestido de fibrana (algo así como viscosa-algodón) y debo decir que me encantó la variedad de estampados que encontré. Me encariñé con el barrio de Once, ya que con todo y el caos es muy entretenido para vitrinear, terminas encontrando de todo (y más de lo que buscabas!), las mercerías están bien surtidas y veo que los precios de las telas están en un costo bastante adecuado, así que mi hobby costurero tiene futuro 😀

   

Aparte del costureo personal, tengo pendiente reactivar mi marca de accesorios así que ando en busca de ideas para eso, y en ese sentido siempre he encontrado muy interesante y atractivo el diseño de marca y branding que se hace aquí.  Hay mucha conciencia del diseño, de un buen logotipo, un nombre atractivo para la marca, el diseño de la etiqueta, de la tienda, la fotografía de moda o la experimentación en el diseño de indumentaria. Es muy notorio el capital creativo, lo que es muy motivante como entorno para crear. Yo vengo de un país más rígido en creatividad y tolerancia, así que en ese sentido esta ciudad entera es una master class de diseño, si uno se detiene a observarla y aprender de ella.

 

 

+ There are no comments

Add yours